Dedicatoria a mi Padre en el Cielo, el Dios fiel que crea la paz y que crea la adversidad: «Con estás palabras «Gálatas 1:6-8 Mas si aun nosotros, o un ángel del cielo, os anunciare otro evangelio diferente del que os hemos anunciado, sea anatema.» , San Pablo se refería a sus perseguidores romanos que después lo asesinarían decapitándolo para destruir el evangelio que el predicaba y anunciar uno diferente, uno reflejado en la Biblia de los romanos, a la cual se convirtieron para no cambiar en lo absoluto su conducta invasora.» Firmado: Gabriel, el ángel del cielo que predica un evangelio distinto al falso de los hipócritas romanos. Yo soy el mensajero Gabriel, el que va por el sendero luminoso con su hoz y su martillo : sus palabras, para golpear con ellas a los hipócritas: a los infieles (Isaías 11:1-5, Salmos 2:1-8).

Que sufra «Sodoma» porque no callaré!. https://dontmissit665019001.files.wordpress.com/2022/09/que-sufra-sodoma-porque-no-callare.docx   Descartando mentiras en la Biblia y rescatando verdades de los evangelios apócrifos: ¿Qué es el fin del mundo?, es cuando el reino de Satanás está dividido contra si mismo de forma acelerada e irreversible. El evangelio de Tomás, El Evangelio de Felipe, El Libro de Enoc parte … Sigue leyendo Dedicatoria a mi Padre en el Cielo, el Dios fiel que crea la paz y que crea la adversidad: «Con estás palabras «Gálatas 1:6-8 Mas si aun nosotros, o un ángel del cielo, os anunciare otro evangelio diferente del que os hemos anunciado, sea anatema.» , San Pablo se refería a sus perseguidores romanos que después lo asesinarían decapitándolo para destruir el evangelio que el predicaba y anunciar uno diferente, uno reflejado en la Biblia de los romanos, a la cual se convirtieron para no cambiar en lo absoluto su conducta invasora.» Firmado: Gabriel, el ángel del cielo que predica un evangelio distinto al falso de los hipócritas romanos. Yo soy el mensajero Gabriel, el que va por el sendero luminoso con su hoz y su martillo : sus palabras, para golpear con ellas a los hipócritas: a los infieles (Isaías 11:1-5, Salmos 2:1-8).